Montan a Brecht en la Facultad Popular de Bellas Artes de la UMSNH

Por Ramsés Figueroa

El pasado 15 de noviembre se estrenó La ópera de los tres centavos a la italiana de Bertold Brecht, con música de Kurt Weill, bajo la coordinación de Alfredo Durán (Director de escena), Salvador Ginori (Director musical) Raymundo Trejo (Pianista) Alejandra Olvera (Coreógrafa) y José Ramón Segurajáuregui (Iluminación) con alumnos de las licenciaturas de Música, Teatro y Danza de la Facultad Popular de Bellas Artes de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo.

La obra por demás conocida, es un clásico de la literatura y el teatro, del célebre Bertold Brecht, la cual propone una crítica marxista al mundo capitalista, con una anécdota clara y consecuente, Brecht, conocido por su famoso efecto de distanciamiento apela al pensamiento del espectador y no al sentimentalismo, pretende ir más allá de la identificación con los personajes o con la anécdota, suceso por demás paradójico. Sin embargo, no nos compete aquí el interés de estudiar a Brecth, sino al montaje específico de éste.

Cartel de la obra

Cartel de la obra

Este ejercicio escénico con fines formativos, celebra en principio la interdisciplina de las licenciaturas ofertadas, punto que deseo enfatizar y rescatar como el hecho más importante de esta puesta en escena, pues permite la confrontación de los estudiantes ante el texto, el canto y la actuación, en vísperas de su salida como profesionales de la escena contemporánea. La ópera cumple en términos de calidad de un ejercicio escolar, sin duda con aciertos en la formación de la voz cantada, pero con evidentes carencias en el ámbito de la interpretación actoral y dancística. La obra no alcanza a trascender en el intérprete, quizás comprensible al presenciar un vertiginoso estreno, según palabras de sus coordinadores.

La ópera tiene aciertos en la interpretación cantada, a cargo de Salvador Ginori, sin embargo, la presencia escénica de los cantantes/actores es inestable, falta contundencia en su interpretación, pues son evidentemente traicionados por el pánico escénico o la falta de experiencia actoral, por lo que, la voz hablada se vuelve su peor enemigo sobre las tablas, a diferencia de la voz cantada, en donde se muestran mucho más cómodos y seguros.  La dirección de escena a cargo de Alfredo Durán, denota un conocimiento del oficio, propone una resolución viable y sencilla para los actores, sin embargo no termina de cohesionar los distintos lenguajes y disciplinas conjugadas, de manera muy precisa, el denominado “cuerpo de baile” a cargo de Alejandra Olvera,  se ve desarticulado y desentonado en presencia, tempo-ritmo y composición en el espacio escénico.

Más de una veintena de intérpretes sobre las tablas, se “amontonan” en un reducido espacio escénico acotado por mamparas negras sobre las cuales se proyectan diversos cuadros sin una precisión conceptual, su justificación es más bien a juicio del artista visual encargado de esta encomienda preciosista inconexa. Tras las mamparas, al fondo se ubicó el piano de cola el cuál no vemos, lo cual a juicio personal me hubiese sido de mayor interés y armonía con la propuesta escenográfica carente.

23659147_10208653110925824_7520465417373794843_n

Foto de Jessica López Bautista.

Es importante subrayar que el estreno de la obra generó una expectativa alta y tuvo bastante afluencia de espectadores. Llenó con sobrecupo la sala Silvestre Revueltas de la escuela mencionada, quedándose afuera más de la mitad del público formado. Es grato ver esa respuesta del público asiduo a la universidad, razón por la cual es menester continuar afinando detalles de la puesta, para que continúe con las próximas funciones los días 22 y 23 de noviembre a las 19:00 hrs. en las instalaciones de la Escuela Popular de Bellas Artes ubicadas en Guillermo Prieto #87 del Centro histórico de esta ciudad de Morelia.

Así mismo, reitero mi felicitación a los participantes y espero un largo aliento para este montaje, posterior a estas funciones de estreno; valorando el esfuerzo de todas las partes en medio de esta crisis que padece la universidad, el trabajo colaborativo y artístico como una vía para la denuncia y la presencia.

23755154_10208653114365910_6130657088243347649_n

Foto de Jessica López Bautista.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s